free hit counter script

martes, julio 13, 2010

GR-20 Córcega, dia 7: Col de Vizzavona-Refugio de l'Onda-Refugio de Petra Piana



Desnivel positivo: 1600 m
Desnivel negativo: 800 m
Tiempo: unas 10 horas

Nos levantamos con el ruido de las cascadas del río después de haber dormido de maravilla. Recogemos todo. Nos disponemos a desayunar cuando se acerca Tania y nos dice que Zamorano está fatal, le han vuelto los problemas intestinales que casi fuerzan su retirada el primer día, no ha pegado ojo y está más blanco que una vela. Nos dicen que muy a su pesar no pueden continuar por el momento, que se retiran a ver si Zamorano se mejora, y que si así sucede nos vemremos en Castel di Verghio, accesible por carretera asfaltada y final de la séptima etapa.

Recapitulemos. Geme y Gloria se retiraron del todo en la tercera etapa. En la sexta etapa Kiko e Iván se han perdido y están a media etapa por detrás nuestro. Tania y Zamorano abandonan momentáneamente. Solo quedamos Ruth, Ángel y yo en cabeza. Ángel se nos viene abajo.

No es momento de lamentarse más de lo debido, aunque es una putada y todo parece que se viene al traste. Desayunamos, nos despedimos de Tania y Zamorano, les deseamos suerte y emprendemos la etapa de mayor desnivel positivo y un auténtico rompepiernas.

En la oscuridad buscamos el camino en medio del bosque de hayas en dirección a la pasarela de Turtettu. Perdemos el camino un par de veces, pero por suerte empieza a clarear y ya en terreno abierto vemos nuestro primer objetivo, el collado de Muratello (2020 m), 1000 metros de desnivel nada más y nada menos.


Salimos de noche


Pasarela


Pasarela de Turtettu


Amanece (I)


Amanece (II)

Nos tomamos la subida con mucha calma. La verdad es que es bonito, y a pesar de que está orientado al sur, remontar el valle no nos resulta difícil, ya que el haber madrugado hace que subamos casi todo el tiempo a la sombra. Solo al final nos da un poco el sol. Se van superando sucesivas terrazas por trazas de sendero entre bloques de granito.

Por fin llegamos al collado, casi al mismo tiempo que los que han salido del Refugio de l'Onda (1430 m), que se ve ahí abajo a lo lejos.


Hacia el collado de Muratello (I)


Hacia el collado de Muratello (II)


Hacia el collado de Muratello (III)


Hacia el collado de Muratello (IV)


Hacia el collado de Muratello (V)


Hacia el collado de Muratello (VI)


Hacia el collado de Muratello (VII)


En el collado y lo que nos queda delante

A nuestra derecha se erige el Monte d'oro (2234 m). Que pena estar tan cerca y no poderlo subir, pero aún nos queda mucho camino y desnivel por delante. No sirvo yo para los GRs...


Monte d'Oro


Vista atrás (I)


Panorámica desde el collado

Ahora tocaba una de las partes ingratas de la etapa, bajar hasta el refugio de l'Onda. La verdad es que no era obligatorio, pero los 1000 metros de desnivel habían vaciado nuestras cantimploras y necesitábamos ir a por agua. Por terreno muy incómodo, polvoriento y empinado llegamos al refugio, que estaba vacía y lleno de cerdos pastando.


Descenso al refugio del'Onda (I)


Descenso al refugio del'Onda (II)


Descenso al refugio del'Onda (III)


Descenso al refugio del'Onda (IV)


Refugio de l'Onda

Llenamos las cantimploras, bebimos, comimos algo y de la misma comenzamos la ascensión hasta la Punta de Pinzi Corbini (2020 m). Nos tomamos este tramo con mucha calma. Yo ya empezaba a estar cascado, el calor apretaba y el sendero era difuso. Con mucha calma llegamos a la Bocca de Meta (1955 m). Lo cachondo de todo es que una vez alcanzado el cordal, había que volver a descender unos cuantos metros para volver a medio trepar y volver a encaramarse al cordal y llegar a la punta de Pinzi Corbini. En este tramo casi reviento.

Por fin llegamos a la punta de Pinzi Corbini, descansamos, nos hicimos las fotos de rigor, nos asustamos de todo lo que habíamos recorrido ya, y maldecimos por todo lo que aún nos quedaba.


Hacia la Punta de Pinzi Corbini (I)


Hacia la Punta de Pinzi Corbini (II)


Vista atrás (I)


Hacia la Punta de Pinzi Corbini (III)


Hacia la Punta de Pinzi Corbini (IV)


Hacia la Punta de Pinzi Corbini (V)


Hacia la Punta de Pinzi Corbini (VI)


Hacia la Punta de Pinzi Corbini (VII)


Hacia la Punta de Pinzi Corbini (VIII)


Punta de Pinzi Corbini

Comenzamos a bajar por el ahora ancho cordal en dirección a la Bocca Manganello (1800 m). Camino cómodo pero que a mi se me hizo eterno, por el calor, por que tenía hambre, sed, y por que tenía ganas de mandar el mochilón a tomar por culo.

Llegamos al collado Manganello y seguimos las marcas que nos llevarían al refugio de Petra Piana (1840 m). Para llegar al refugio había que destrepar del cordal, meterse en un caos de piedras, maleza y polvo horroroso, perder altura para luego por igual camino de tortura ascender hasta el refugio. Cuando llegué al refugio casi le pego fuego. A pesar de todo Ángel sigue alucinando conmigo. A pesar de llevar la casa a cuestas sigo tirando para adelante.


Bajamos al refugio de Petra Piana (I)


Bajamos al refugio de Petra Piana (II)


Bajamos al refugio de Petra Piana (III)


Bajamos al refugio de Petra Piana (IV)


Bajamos al refugio de Petra Piana (V)


Llegamos a Petra Piana

Descansamos de los lindo en el refugio. Y de la sudada que me pequé da buena fe toda la sal que jalona mi camiseta de mendiak.net. Comimos, bebimos birra corsa y nos echamos hasta la siesta. Posiblemente el refugio de Petra Piana sea el que está localizado en el mejor lugar, en el más bonito. Opinión personal. Las vistas desde el refugio de flipar.


Petra Piana (I)


Descansando


Petra Piana (II)


De birras


Monte d'Oro a lo lejos

La anécdota del día es que un alemán ha debido de reventar o ponerse enfermo y llaman al helicóptero para rescatarlo. El tío parece que está bien, e incluso es capaz de andar por si mismo. No sabemos que le pasa pero se lo bajan a la civilización. Una cosa es cierta, el GR-20 es duro.


Rescate (I)


Rescate (II)


Rescate (III)


Rescate (IV)

Se hacía tarde y aún no sabíamos nada de Kiko e Iván. Supusimos que como mucho llegarían hasta el refugio de l'Onda. Ya solo llegar hasta ese refugio hubiera sido un esfuerzo titánico. Anocheciendo recibimos una llamada al móvil, son Kiko e Iván, que están en la punta de Pinzi Corbini, que en media hora llegan al refugio. Alegría y estupefacción por la gesta conseguida.

Llegaron al refugio casi de noche, desencajados, agotados y en un estado lamentable, sobre todo Kiko, aunque el que realmente está jodido es Iván. Piden cena en el refugio uanque ya era tarde, pero después de contarles la gesta les dan un buen plato de pasta. Ese día les tocó dormir a todos en tienda de campaña. Yo como de costumbre hice vivac. Una noche preciosa por cierto.

(Alguna de las fotos son de Ruth y Ángel)


Anochece

Etiquetas: , ,

1 Tus Comentarios:

At 14/7/10 7:13 p. m., Blogger Gabi said...

Como te lo montas sinverguenzonnnnn.
Muy, pero que muy guapa actividad.
Un abrazo.

 

Publicar un comentario

<< Home

Posts más recientes                              Posts anteriores